¡No se dejen engañar! Si Pumas es líder, es por sus extranjeros y no por los canteranos

Universidad es líder solitario del Clausura 2018 con 14 puntos

344030
False

Fue durante el cuarto congreso de los pseudoaficionados de Pumas, porque esa es la única manera en la que se les puede llamar, que Rodrigo Ares de Parga, ya con el equipo entregando resultados cada fin de semana y de regreso en los primeros lugares de la tabla, reafirmó la ilusa filosofía con la que preside a uno de los cuatro equipos más populares del futbol mexicano.

"Me parece increíble que Pumas haya jugado durante dos años y medio con dos extranjeros en la defensa central. Me parece que Pumas no puede jugar una final como la que jugamos hace dos años y medio con nueve extranjeros y un solo canterano al inicio del partido. Me parece que Pumas tiene que regresar a sus orígenes, tiene que volver a creer en los mexicanos", externó el directivo ante los integrantes del cáncer que se ha encargado de acabar con la identidad del Club Universidad Nacional, pero ese es tema para otra columna.

Para empezar, aquel plantel de Pumas que fue líder del Apertura 2015 y disputó la final del torneo contra Tigres no contaba con nueve extranjeros en el once titular como lo asegura Ares de Parga. Es más, el plantel completo ni siquiera contaba con 9 futbolistas no nacidos en México. Darío Verón, Gerardo Alcoba, Daniel Ludueña, Ismael Sosa, Fidel Martínez, Matías Britos, Dante López y Silvio Torales eran los ocho foráneos con los que contó el técnico Guillermo Vázquez ese semestre; cinco de ellos fueron titulares, mientras que tres ingresaron de cambio.

Y por si las mentiras aún no fueran suficientes, cuatro canteranos fueron titulares en aquel partido contra los felinos de la UANL. Alejandro Palacios, Luis Fuentes, Javier Cortés y Eduardo Herrera eran piezas fundamentales para el técnico y tres de ellos disputaron los 120 minutos. Herrera fue expulsado en el minuto 91 por doble amarilla.

La serie por el título del Apertura 2015 constituye el par de partidos más importantes que ha disputado Universidad en la presente década y es increíble que Rodrigo Ares de Parga recurra a engaños para legitimar, tal y como lo hizo con la venta de Ismael Sosa a Tigres, la manera en la que quiere llevar las riendas del club.

Han transcurrido casi dos años desde que Ares de Parga tomo posesión como presidente del patronato y las palabras que emitió en aquel mal llamado 'congreso' fueron evidencia irrefutable de que se empeña en defender un estilo de trabajo caduco que no entrega resultados en el futbol moderno y está más que comprobado. Solo basta con referirnos al último par de torneos que disputó el conjunto auriazul con la filosofía de cantera como punta de lanza. ¿Cuál fue el resultado? Un penúltimo lugar en el Clausura 2017 y el nada agradable mote de 'hazmerreír del futbol mexicano' tras terminar en la última posición de la tabla en el Apertura 2017.

Alan Mendoza, Josecarlos Van Rankin y Kevin Escamilla, por mencionar a algunos, demostraron de nueva cuenta que no importa cuántas oportunidades tengan con el primer equipo de Universidad, simple y sencillamente no son futbolistas aptos para competir en la primera división del futbol mexicano. 

Pero fue tal la presión de aficionados y medios de comunicación que Ares de Parga se vio obligado a traicionar su ingenua ideología para reforzar al equipo con tres extranjeros, dos de ellos de comprobada calidad, de cara al Clausura 2018. Alejandro Arribas, Matías Alustiza y Yuber Asprilla, aunque a este último las lesiones le han impedido tener actividad en el futbol mexicano, llegaron a Ciudad Universitaria para revivir a un equipo muerto en todos los sentidos que arrastró su prestigio, historia y grandeza durante el último año gracias al proyecto del ADN Pumas. Pero aunado a esos tres futbolistas foráneos, de último minuto se sumó a la plantilla el delantero Erick 'Cubo' Torres, quien es mexicano pero que lo consideramos como alguien externo al no ser formado en cantera.

Este análisis podrá ser incorrecto, pero... ¿Cuál es el desempeño de Pumas en el Clausura 2018 con extranjeros de calidad cobijando a una nueva generación de canteranos encabezada por Luis Fernando Quintana, Jesús Gallardo y Brian Figueroa? Pues simple y sencillamente que Universidad es líder del Clausura 2018 con 14 puntos producto de 4 triunfos y 2 empates. Los Pumas con base de extranjeros ven por debajo a los gigantes monetarios del futbol mexicano como América, Monterrey, Tigres, Cruz Azul y Chivas.

Les pregunto a ustedes, aficionados auriazules, ¿aún quieren volver a participar en la primera división con mayoría de canteranos en el plantel? Y digo participar porque eso es a lo único que aspiran los del Pedregal con futbolistas formados en casa como mayoría. Competir y ser protagonista de este futbol mexicano es algo que solo se puede lograr con jugadores de calidad y, aceptémoslo, en este momento los mejores del continente provenien del sur y no de nuestro territorio.

Recomiendo que no se dejen engañar cuando analistas y/o reporteros como Rubén Rodríguez aplauden y alaban el proyecto el ADN Pumas de Rodrigo Ares de Parga. Cuando todos los clubes de la primera división son formadores por reglamento, la cantera universitaria deja de ser la solucion para crisis como la vivida durante 2017. Por ello, la gestión de Rodrigo Ares de Parga como presidente del patronato, pese a ser pésima en todo sentido, deberá redefinir la identidad de Pumas en esta nueva era del futbol mexicano. ¿El Club Universidad Nacional desea conservar su etiqueta de equipo grande y nunca dejarla ir o quiere sacrificar títulos y su grandeza para ser identificado como el club destinado a deshacerse de sus mejores futbolistas y surtur de talento a los otros 17 equipos que conforman la Liga MX? 

Ver más: PUMAS Y AMÉRICA, LOS ÚNICOS INVICTOS DEL CLAUSURA 2018 TRAS SEIS JORNADAS

Deja tu comentario